Sabemos descarbonizar las operaciones de refino

CCS es una tecnología crítica para escenarios cero emisiones

La captura y almacenamiento de carbono (CCS) es un pilar clave de los esfuerzos necesarios para poner al mundo en el camino hacia cero emisiones netas.

Es el único grupo de tecnologías que contribuye tanto a la reducción directa de emisiones en sectores clave, como a la eliminación de CO2 para equilibrar las emisiones que no se pueden evitar en los sectores industriales intensivos en energía, una parte fundamental de las metas “net zero”.

Los sectores industriales necesitan CCS para descarbonizarse

CCS es actualmente la única opción de mitigación a gran escala disponible para realizar reducciones profundas en las emisiones de sectores industriales como el cemento, el hierro y el acero, los productos químicos y el refino.

En la actualidad, estas emisiones representan una quinta parte de las emisiones globales de CO2 y es probable que la cantidad de CO2 que producen aumente en las próximas décadas.

CCS está ganando un fuerte impulso

CCS ha ganado un gran interés y atención a nivel mundial, manteniendo la promesa de un rápido aumento de la inversión, un despliegue más amplio y una innovación acelerada.

La cartera de nuevos proyectos de CCS ha ido en aumento, los costos han disminuido, han surgido nuevos modelos comerciales que pueden mejorar la viabilidad financiera, y las tecnologías asociadas con el uso de CO2 y la eliminación de carbono están avanzando y atrayendo el interés de los responsables políticos y los inversores.

Contribuirá con una reducción del

15%
de las emisiones totales a mediados del siglo.

Según la Agencia Internacional de Energía, la captura y almacenamiento de carbono contribuirán con el 15% de la reducción total de emisiones a mediados de siglo.

Ya estamos trabajando con tecnologías para CCS

Las plantas de aminas son una de las tecnologías identificadas para la captura y almacenamiento de carbono. Los conocemos bien, ya que hemos tenido que diseñar y construir instalaciones de aminas para el tratamiento de corrientes ácidas en plantas de procesamiento de gas natural y refinerías.

También estamos licitando conjuntamente con los licenciantes de tecnologías CCS para la instalación de unidades de captura en plantas de generación de energía de ciclo combinado, o para producir hidrógeno azul.

Sabemos trabajar en plantas industriales complejas

Los sectores industriales intensivos en energía necesitarán CCS para descarbonizar sus actividades. Las instalaciones industriales de alta intensidad de energía son complejas, con limitaciones de espacio y operativas para la instalación de nuevos procesos.

Trabajamos continuamente en la modernización de refinerías y plantas petroquímicas, instalaciones con procesos altamente complejos e interconectados. Sabemos cómo hacer un buen trabajo en proyectos industriales abandonados. Tenemos la habilidad necesaria para instalar plantas CCS en plantas industriales existentes.

ir al principio